MUEREN MÁS DE 10 POR ALCOHOL ADULTERADO

La Comisión Estatal de Seguridad (CES) informó la mañana de este martes que tomó conocimiento de las muertes de al menos 9 hombres en el municipio de Axochiapan, específicamente en el poblado de Telixtac, presuntamente como consecuencia del consumo de alcohol adulterado; durante la fiesta del poblado que se llevó a cabo el fin de semana pasado.

En un comunicado la autoridad dijo que se dio parte a la Fiscalía General del Estado para iniciar la investigación correspondiente y esclarecer los hechos, ya que “de acuerdo a las primeras pesquisas y entrevistas con familiares de quienes perdieron la vida se confirmó el fallecimiento de nueve personas de sexo masculino cuyas edades oscilan entre los 33 y 53 años de edad”.

Las autoridades, se informó, identificaron un establecimiento donde se presume fue vendido el licor que pudo haber causado la muerte del grupo de hombres, quienes lo habrían consumido entre el domingo 10 y el lunes 11 de mayo. Además, por reportes informativos de la zona, se sabe que también en el municipio vecino de Jonacatepec habrían perdido la vida al menos otras 4 personas y otras estarían en estado grave; por lo que se estima que podrían ser al menos 18 afectados.

La CES hizo un exhorto a las personas de Telixtac que presenten malestares por haber consumido alcohol a granel, para que se acerquen al centro de salud más cercano para recibir atención médica de manera inmediata.

Hace poco más de dos semanas se registró un caso semejante en los poblados de los límites entre Jalisco y Michoacán, donde por lo menos 20 personas perdieron la vida o tuvieron consecuencias graves de salud como la pérdida de la vista por el consumo de bebidas alcohólicas con altos niveles de etanol.

En Morelos, hace varios años (1994) también se presentó un caso igual en el municipio conurbado de Temixco, donde perdieron la vida casi 50 personas o quedaron afectados por el consumo de bebidas adulteradas que se producían incluso en fábricas clandestinas «toleradas» de la localidad; lo que provocó la destitución de varios funcionarios municipales y estatales, además del inicio del juicio político contra el alcalde Cesar Cruz Ortiz.