PREPARAN ESTRATEGIAS PARA ENREDAR JUICIOS

El ex secretario de Gobierno Ángel Colín, que fungió en el último tramo de la administración del ex gobernador Graco Ramírez y cuya esposa fue jubilada a los 37 años, denunció que el sábado pasado su casa fue robada y los delincuentes sustrajeron diversos artículos electrónicos, computadoras, dispositivos de telefonía, alhajas y documentos legales.

El funcionario dio a conocer el hecho este domingo y aclaró que además de varios artículos con valor aproximado a los 500 mil pesos, se llevaron documentos importantes que se utilizan en la defensa del proceso legal que lleva en la Fiscalía Anticorrupción del estado, sin precisar si es el que corresponde a su esposa o a él.

Esto, más los nombramientos recientes de funcionarios `a modo´, podrían ser indicativo de que se preparan estrategias para enturbiar los procesos tanto penales como administrativos que se llevan a cabo en contra de varios funcionarios de la administración pasada en Morelos. Recordemos que tanto el fiscal anticorrupción Juan Salazar Núñez como el fiscal general Uriel Carmona -electos las últimas horas del gobierno de Graco- y ahora el nuevo presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Morelos (CDHEM) Raúl Israel Hernández; fueron cercanos colaboradores del ex gobernador o fueron beneficiados con el otorgamiento de Notarias.