AMAGA HUEYAPAN CON AMPLIAR BLOQUEO

Pobladores del nuevo municipio indígena de Hueyapan cumplieron seis días pernoctando en el edificio del Congreso local, en demanda de que el gobierno estatal y los legisladores hagan intermediación con las autoridades del municipio de Tetela del Volcán, de donde se separon, para que firmen un convenio de delimitación territorial.

Israel González López, presidente municipal de Tetela del Volcán, se ha negado a firmar ese convenio por presiones de habitantes de esa demarcación, ya que consideran que la separación entre ambos territorios podría traer perjuicios como la falta de agua a la que antes era la cabecera municipal o falta de recursos propios, ya que la recaudación más importante era precisamente de Hueyapan.

Esta situación, que surge de diferencias de hace muchos años en esos pueblos, no fue considerada por las autoridades estatales; cuando se hizo la promoción para la creación de los nuevos municipios indígenas.

Hueyapan por su parte, no puede acceder al presupuesto que vía las participaciones federales le correspondería, ya que no cuenta con clave geoestadística como nuevo municipio por parte del Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática (INEGI).

Los inconformes, que llegaron desde mediados de la semana pasada a protestar en el Congreso local porque no contempló en el Presupuesto de Ingresos del 2019 esas participaciones desde el año pasado, y aunque han obtenido la colaboración del gobierno local para acompañar sus trámites, amenazaron con “tomar” también la sede del Poder Ejecutivo, para presionar a que se resuelva su situación.

Este lunes, los habitantes de Hueyapan podrían recibir el ofrecimiento del gobierno estatal para obtener un adelanto de participaciones, aunque se desconoce si se encuentran ya vías a lograr un acuerdo de intermediación con Tetela del Volcán.

Lilia González, integrante del Concejo Municipal, se quejó de que el gobierno estatal suspendió los trabajos de intermediación por el fin de semana, pero dijo “los pueblos hemos sido pacientes por 500 años, podemos ser pacientes unos días, un mes o dos o tres o dos o cinco años. Nosotros muy a gusto en este espacio», manifestó con burla antes de asegurar que los diputados no podrán ocupar sus instalaciones hasta que se resuelva el problema.