LAS PENSIONES DE MÉXICO

Ayer se anunció una nueva modificación a las leyes para intervenir en el sistema nacional de pensiones, todo indica que son medidas que en verdad van al punto clave de mejorar las condiciones de retiro para la mayoría de los trabajadores y sobre todo los de menos ingresos.

De acuerdo con la información que proporcionaron actualmente sólo una tercera parte de ellos (los trabajadores) logran completar el número de semanas cotizadas para pensionarse o jubilarse, y de esa cantidad la mayor parte recibía mensualmente alrededor de un 30 y 40% de su último salario en activo.

Con el ajuste que pretende hacerse se bajará el número de semanas cotizadas del equivalente de 25 años trabajados a 15 años, ya que muchos también cambiaban durante su vida laboral de régimen y muchas veces terminaban en el empleo informal o por su cuenta; lo que redundaba en que no alcanzaran a jubilarse.

La propuesta, que afortunadamente se logró con el consenso de una gran parte de la clase patronal y de los trabajadores, consiste no en incrementar el porcentaje de aportaciones de los trabajadores o en carga para el gobierno; sino en que los patrones aumentarán paulatinamente en el transcurso de ocho años hasta 15% del salario del trabajador, cuando ahora aportan 2.5%.

También, se redistribuye la aportación del gobierno para que lo que aporta se vaya a apoyar las pensiones de los trabajadores que ganaban menos de cinco salarios mínimos, lo que sin duda es más justo y junto con otras medidas como la reducción del porcentaje de comisión de las Afores, y la pensión universal a los adultos de más de 65 años (o 68 años y más), en verdad mejorará el Sistema de Pensiones de nuestro país.

Sin duda un gran logro para el gobierno actual, pero que ahora deberá complementarse con un mejoramiento del Sistema Nacional de Salud y mejor vigilancia por parte de las autoridades que deben fiscalizar a las empresas y normar sus relaciones laborales, para evitar realmente las evasiones de responsabilidades para con el trabajador por las contrataciones vía outsorcing.

Y también, debería complementarse con una campaña fuerte de ahorro para el retiro por parte de los mismos trabajadores, ya que sólo con esta concientización podremos lograr mejores niveles de jubilación. ¿No lo cree?

HAY DE EMPRESARIOS A «EMPRESARIOS»

El paquete económico de auxilio a distintos sectores sociales, particularmente a los más necesitados, anunciado hace unos días por el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, con motivo de la pandemia por el coronavirus Covid19; no fue bien recibido por algunos empresarios.

Ciertos magnates siguen levantando la voz y hasta buscando un enfrentamiento con el poder federal, directamente contra la figura presidencial, porque esperaban otra cosa. Es decir, dinero sin compromiso de regresarlo a las arcas públicas, como ocurría en el pasado.

Habría que decir que en efecto, dicho paquete requeriría de una ampliación, porque sí deja huérfanos a muchos grupos, ya sea empresariales, comerciantes o de prestación de servicios; no obstante, igual y ello obedece a que no se tiene tanto dinero como para beneficiar a todos.

Y en el caso de los señores de los negocios, aquellos que mantienen la planta productiva nacional y de generación de empleos, habría que establecer diferencias; porque hay de empresarios a «empresarios».

Primero, se debe decir que el 80 por ciento de las fuentes de trabajo las ofrecen micro, pequeña y medianos establecimientos; los más grandes o internacionales sólo aportan el 20 por ciento de los trabajos en el país.

Otra cosa son precisamente esos inversionistas de menor rango, quienes efectivamente necesitan de créditos baratos y por qué no, hasta subsidios y recursos a fondo perdido; porque una gran mayoría vive al día y se les tendría que ayudar.

En contra parte, están aquellos que por complicidades con las autoridades de otros tiempos; quienes han llegado a amasar fortunas increíbles robando, en coordinación con quienes nos han gobernado muchos años, y que francamente a éstos no se les tiene que dar un solo peso, pero y además hay que exigirles que sigan pagando sus impuestos para que exista solvencia económica, a fin de poder auxiliar a otros.

Basta recordar -lo dice la revista Forbes especializada en economía- que entre los hombres más ricos del mundo hay 12 mexicanos; precisamente empresarios de esos que vivieron en el privilegio, y sumaron millones de pesos producto del robo al erario y a la riqueza nacional.

¿A esos traidores de los mexicanos los tenemos que seguir ayudando y quizás creando otro Fobaproa para que estén contentos? aquí diríamos que no, si hubiera justicia y ley en México e igual que a ex funcionarios y políticos se les deberían confiscar cuentas bancarias, propiedades y demás bienes que han obtenido producto del robo a la nación.

De tal manera que existen aquellos malos mexicanos que cuentan con tanto dinero que pueden sin ninguna dificultad vivir el resto de sus vidas y de muchas generaciones de sus familiares, que pasean por todo el mundo y gozando de ese hurto a nuestro país, sin preocuparse de trabajar.

Entonces al respecto de esos empresarios AMLO tiene que haber hecho una clasificación; dejar fuera a tales individuos del paquete de apoyo a empresas, porque lo justo sería sólo contemplar a quienes realmente son el alma de la vida económica nacional.

Urge, eso sí, definir qué se hará con millones de familias que por pobreza si no mueren por el virus lo harán de hambre; porque no podrán sostenerse más de un mes sin salir a buscar el alimento de cada día.

Reiteramos ¿cómo en un México con el 80 % de pobres y hambrientos hay 12 de los hombres más ricos del mundo? eso sólo se explica a partir de la incontenible corrupción institucional en la que hemos vivido por muchos años, de otra manera no es entendible ¿no lo cree así?

ESTRÉS EMPRESARIAL POR INSEGURIDAD

El sector empresarial, comercial y de prestación de servicios en Morelos vive en una situación de estrés, los graves índices de inseguridad han provocado estampida de capitales; reducción de la planta laboral; baja dramática en el mercado de consumo y cierta incertidumbre hacia el futuro.

El presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) en el estado, Harry Nielsen León, refirió que de unos cinco años a la fecha en ese ramo de la actividad, relacionada con el turismo, la planta laboral ha disminuido en un 30 por ciento aproximadamente, y se teme que si las cosas siguen igual en enero podría darse otro ajuste.

Pero, sospechamos que ese sentir es el mismo de otros sectores, porque el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Ángel Adame, coincide en que la inseguridad; acompañada de los permanentes bloqueos y manifestaciones en el primer cuadro de la capital o en arterias principales, tienen prácticamente estrangulado al comercio, y esto ha causado graves pérdidas en todos los niveles.

Para la Cámara del Comercio, Servicios y Turismo; en voz de su presidente Antonio Sánchez Purón, el panorama no es diferente, es por eso que han considerado en conjunto las distintas cámaras proponer al Congreso local una iniciativa que regule ese tipo de expresiones públicas, que se traducen en afectación a terceros.

Se tiene que llegar a esto porque las diversas instituciones gubernamentales no aplican la ley, y aunque constitucionalmente existe la libre manifestación y expresión de ideas, pero debe ser siempre y cuando no se afecte el interés de terceros, pero no hay quien haga cumplir esa premisa.

Harry Nielsen advirtió que incluso, con toda la violencia vivida actualmente, la vida nocturna prácticamente se acabó en Cuernavaca y la mayoría de los municipios, porque justamente esos lugares han sido blanco de acciones de la delincuencia, y lo mismo ocurrió con las escuelas de español; ya no vienen casi extranjeros a estudiar aquí por la delincuencia y los planteles están muriendo.

Bueno, la mayoría de los dirigentes camarales consideran que el país en su conjunto vive en la recesión. Y respecto a la estrategia de la Presidencia, a partir de la Guardia Nacional para el combate a la inseguridad, señalaron que aún no se ven sus alcances.

«Hace meses que a Morelos se nos prometió enviar más de mil 200 elementos de dicha corporación pero seguimos viendo unos cuantos por las calles, por eso aún no conocemos sus alcances y no podemos decir si será realmente el remedio» insistió Nielsen León.

Recordó el caso del asesinato del empresario Paul Vizcarra y agregó: «francamente con todo esto los empresarios morelenses nos sentimos vulnerables y expuestos, cualquier delincuente puede con facilidad meterse a nuestros negocios y hacer los que les venga en gana, porque no percibimos prevención ni protección alguna», insistió.

De manera irónica mencionó que, «de acuerdo con las autoridades, el robo en vía pública ha disminuido, pero eso es porque después de las ocho de la noche no hay nadie en las calles y no hay a quien robar».

Los empresarios mencionaron que han sostenido reiteradas reuniones con el Fiscal General de Justicia y el coordinador de la Comisión Estatal de Seguridad, pero la queja de ambos es que necesitan más dinero para dar resultados.