INVESTIGAN AL FISCAL DE MORELOS

La Fiscalía General de la República (FGR) presuntamente inició una carpeta de investigación en contra del Fiscal General de Justicia del estado de Morelos, Uriel Carmona Gándara, por la comisión de delitos del orden federal.

De acuerdo con información publicada en medios electrónicos hasta el momento, la agencia del Ministerio Público hizo una petición sobre el caso ante el Congreso de la Unión, ya que los legisladores federales tienen la facultad de desarrollar el procedimiento legal para remover de su cargo al funcionario morelense nombrado por el Congreso local de una terna propuesta por el Ejecutivo; procedimiento que se realizó en el sexenio pasado y que no ha podido ser revertido.

La solicitud ingresó presuntamente a la cámara el pasado 14 de diciembre mediante el oficio FGR/SEIDO/UEITA/TU/2092/2020 y está en manos de los legisladores que integran el Sistema de Información Legislativa.

Uriel Carmona Gándara, fue instalado en la Fiscalía de Morelos por el ex gobernador Graco Ramírez Garrido en el sexenio pasado, cuando se modificaron también las disposiciones legales para su nombramiento y permanencia en el cargo, de tal manera que los integrantes del nuevo gobierno no pudieran removerlo.

De acuerdo con medios informativos nacionales, una AMP de la Federación adscrita a la Unidad Especializada en Investigación de Terrorismo, Acopio y Tráfico de Armas a través del Sistema de Información Legislativa, para iniciar un procedimiento para «remover la inmunidad o fuero del servidor público», para que pueda ser juzgado.

Hasta ahora, y con el consentimiento de los legisladores locales actuales; que no promovieron la remoción del cargo cuando pudieron, el funcionario ha cumplido cabalmente su encargo -a favor del ex gobernador-, porque al nombrarlo se le otorgaron siete años de inamovilidad al frente de la dependencia en la anterior Legislatura por encargo del entonces mandatario estatal, quien sabía que se intentaría fincar responsabilidades en su contra por los saqueos e irregularidades que cometió en el estado.

Pese a que hay elementos e indicios de sobra para afirmar que el personaje referido no está cumpliendo su responsabilidad en lo que se refiere a la persecución de ex funcionarios de la pasada administración en el ámbito de su competencia; no obstante decenas de denuncias presentadas ante esa instancia contra Graco y ex funcionarios suyos, no se les ha dado curso fortaleciendo la teoría de que tiene un compromiso por protegerlos.

Habrá que esperar entonces para ver cuál es la decisión del Congreso de la Unión en este tema, y si es verdad la investigación en contra suya.

Por su parte, el funcionario emitió un comunicado en el que afirma no haber recibido comunicación al respecto, y se reservó el derecho para no hacer declaraciones sobre el tema por el momento.

¿PROYECTO INCOMPRENDIDO?

Cuarta Transformación

La actual administración federal auto llamada por el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, como la Cuarta Transformación o 4T pareciera ser un proyecto incomprendido para una parte de mexicanos; en su mayoría de aquellos que fueron su oposición en las elecciones del 2018 y algunos otros que se han ido sumando a la retaguardia, aunque aplaudida por otros, quienes lo llevaron al triunfo.

Una cosa es muy visible; el mandato del tabasqueño muestra profundas diferencias con gobiernos anteriores y, en ciertos aspectos, ejerce políticas diametralmente opuestas a las practicadas quizás durante cerca de 100 años en el país, a cuyo modelo el mismo presidente se refiere como «el periodo neoliberal».

Y esa decisión de ir en sentido contrario a sus antecesores en la presidencia, de aquellos que eran siempre beneficiados por el poder y que van desde la iniciativa privada incluyendo a consorcios internacionales; es lo que le ha traído resistencias y hasta posicionamientos agresivos en su contra porque se acostumbraron a sumar riqueza de forma ininterrumpida, y hoy se sienten desplazados del goce de esos privilegios.

El señor insiste en que el modelo de gobierno que ejerce es el correcto, que era tiempo de fortalecer la economía social y obligar a aquellos que disfrutaron del poder y del dinero durante demasiados años a que paguen sus impuestos como cualquier mexicano, y que colaboren honestamente con el desarrollo del país, no sólo con el suyo.

¿Qué hay errores en el desempeño de López Obrador? indudablemente, que en algunos aspectos pareciera ser un político necio que no escucha consejos; también, por eso algunos de sus colaboradores iniciales han decidido separarse y muchos otros aspectos criticables más, pero el hombre pareciera no cambiar el rumbo que asegura debe seguir la nación a su entender para lograr una mejor justicia en la concentración de la riqueza de México.

Para su mala fortuna lleva un decrecimiento nacional histórico porque «le tocó bailar con la más fea», la pandemia del coronavirus que es mundial; pero en el caso nuestro sigue siendo un fenómeno no controlado y motivo de quebranto financiero impredecible todavía.

Su estilo de gobernar y su forma de manejarse personalmente, de permanentemente criticar y enjuiciar a sus adversarios, ha llevado a una polarización de algunos sectores: aquellos que están con él a morir y los que parecieran casi morir de rabia por estar en contra de él, pudiéramos decir que casi no hay intermedios, o estas con él o en contra de él.

En lo que nos parece que no hay duda es en que todo eso tiene que ver con intereses de grupos de poder, que dejaron de ser incluidos en el disfrute de la riqueza desde todos los ámbitos, y por lo tanto la refriega entre las partes seguirá, y más aún ante la proximidad de una elección intermedia que para los contras es propicia para quitarle respaldo al presidente desde el Congreso de la Unión y algunas gubernaturas.

Pero no obstante que los golpes le arrecian todavía las encuestas le dan un respaldo popular del 60 a 70 por ciento; cosa que preocupa a aquellos que quisieran atarle las manos luego de la justa política del año entrante, eso por la vía de su figura, si logra que dos o tres partidos más se sumen a Morena en la elección a lo mejor consigue mantener el dominio absoluto en las cámaras, pero eso está por verse.

Ahora bien, ¿en verdad es una locura el proyecto que lleva a cabo López Obrador? escuchábamos una conferencia sobre el tema de gobierno de un ex mandatario sudamericano y ciertamente que parece tener razón en unos aspectos; el analista se refería a su país, pero es como si estuviera hablando de México, y mire que dijo ciertas verdades de los neoliberales y de los ultra derechistas o adictos al capital.

Lo menos que señaló es que: «por lo menos durante los recientes 100 años ha sido una minoría la que se ha enriquecido vorazmente a costa de la miseria del pueblo, los gobiernos en lugar de trabajar en función del interés colectivo y de sus respectivos países sirven a monopolios de poder internacionales y nacionales, y aplican modelos mediante los cuales los bienes y riquezas se van concentrando, pero cada vez con mayor flujo en unos pocos que viven con todos los lujos».

Claro, abundó en observaciones de que, a pesar de ser expresadas hacia su país de origen, encuadran al 100 por ciento en lo que ha pasado en nuestra nación desde los orígenes de lo que hoy es el PRI y del PAN; mexicanos que sin explicación forman parte de los hombres más ricos del mundo cuando somos un territorio de tanta miseria; eso sólo se logra con altos grados de deshonestidad. Negar que esto ha ocurrido aquí es ir contra la realidad.

Pero como sea, AMLO sigue caminando en medio del fuego cruzado, unos lo repudian e insisten en que carece de estatura política y capacidad para gobernar y otros le siguen dando el beneficio de la duda y avalan todas sus decisiones, la presión continuará con mucha fuerza hasta ver los resultados de la elección que viene y dependiendo de cuales sean los resultados pudieran modificarse los escenarios.

FIDEICOMISOS

*Otro hoyo negro

A causa de la detección de escandalosos actos de corrupción en diversos programas e instituciones financiados con recursos públicos, a través de los cuales gobiernos anteriores «ofrecían ayuda” o «apoyos» a la ciudadanía, la actual administración ha venido tomando decisiones que, en efecto, pueden estar afectando a muchos sectores que; así fuera a cuenta gotas, recibían esos beneficios.

Entre otras decisiones por ejemplo se canceló aquel programa operado vía Sedesol de las famosas Estancias Infantiles mediante las cuales se apoyaba con dinero a quienes las operaban el establecimiento, pero que cuando se hizo una revisión al respecto se encontró que más de la mitad de los fondos que se dedicaban se quedaban en manos de funcionarios vivales u operadores.

Estos funcionarios o intermediarios manejaban padrones irreales o fantasmas; es decir, más estancias de las que en realidad eran eran y, en el caso de los niños beneficiados o matrícula de las estancias era del doble de la que realmente existía.

O sea, se llevaban de ese programa millones y millones de pesos; ciertamente su cancelación afectó a mucha gente que hacía su trabajo para las estancias fantasmas, pero el origen de lo anterior fue la rapiña que se descubrió, y ahora lo mismo ha ocurrido con los 109 fideicomisos que el Poder Legislativo, a petición del presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, dio por cancelados esta tarde.

Y en efecto, muchos de ellos llevaban dinero a miles de beneficiarios en programas de ciencia, tecnología, cultura, ecología, arte, cinematografía o el propio Fonden (Fondo Nacional de Desastres Naturales); y la causa ha sido la misma, robo descarado por decenas y cientos de millones de pesos.

Porque del presupuesto que se manejaba globalmente a partir de dichos fideicomisos las mayores cantidades terminaban en las cuentas personales de políticos y funcionarios que aprovechaban la flexibilidad o simplemente burlaban las reglas de operación, que en algunos casos ni existían.

Fueron 109 los programas o fideicomisos eliminados; con la finalidad de evitar que esas prácticas marrulleras de depredadores del país continúen, y desde luego aparecieron toda clase de protestas de quienes recibían prácticamente “limosnas” o “apoyos” que eran usados para justificar o disimular el desvío de sumas catastróficas de dinero de todos los mexicanos.

Sólo hay que echar una pequeña revisión al papel del Fonden, cada vez que se presentaba un desastre como en el caso de los terremotos de 1985 y 2017; de manera inmoral desde la Presidencia de la República se aprovechaban para sacar raja reportando la entrega de supuestos apoyos por gigantescas cantidades, cuando a los afectados les entregaban una miseria o de plano no lo hacían. Eso quedó claro en el terremoto del 85 porque todavía hoy día podemos ver personas damnificadas que aún no tienen vivienda y siguen a la espera, ¿y qué decir del 2017? Aquí en Morelos vimos los casos muy de cerca.

En nuestro estado nos tocó ver como el entonces gobernador Graco Ramírez, su pareja Elena Cepeda y el hijastro de este gobernante, Rodrigo Gayosso Cepeda; desviaron en promedio el 50 por ciento de la ayuda canalizada vía Fonden por el gobierno federal.

La estimación es que a Morelos llegaron unos ocho mil millones de pesos para atender a cientos y hasta miles de familias que quedaron sin casa o tuvieron daños severos; sobre todo en el municipio de Jojutla que fue el punto más crítico. Es decir, los cálculos son que se robaron unos cuatro mil millones de pesos.

Olvídese de las despensas que igualmente se atracaron para ayudarse en la campaña del hijastro como aspirante a la gubernatura; esas fueron cosas menores, la verdad es que para eso usaron los fideicomisos que se formaron como el Fondo Morelos, y si en su conjunto se presupuestaban unos 300 mil millones de pesos destinados a esos programas, pues a la gente no le llegaron más que unos 150 mil millones; así se las gastaban nuestros flamantes políticos, traidores al pueblo y a la patria.

Ahora bien, López Obrador tampoco debe dejar en la orfandad a quienes no tienen la culpa de que las autoridades deshonestas hicieran de las suyas utilizándolos y, en todo caso generar nuevas estructuras para seguirlos apoyando, evitando la rapiña y el hurto a la nación; porque hay quienes requieren de esos apoyos para continuar sus labores, cualesquiera que éstas sean ¿No le parece?.

OCHO NUEVAS FUERZAS POLÍTICAS EN MORELOS

*La farsa electoral

Hoy entendemos con mayor precisión que las instituciones políticas y gubernamentales, los tres poderes del gobierno, han estado históricamente divorciadas del pueblo y; que en torno a los partidos se aglutina una sarta de vividores del presupuesto público, muchos de quienes han llegado a acumular fortunas para muchas de sus generaciones mientras la ciudadanía empobrece.

Pero si eso ha sido durante décadas, hoy día en ese aspecto las cosas parecen peores porque la clase-política ha empobrecido; cualquier improvisado puede ascender a cargos importantes en la política o el gobierno sin merecerlo, y lo que menos les interesa es atender en lo más mínimo las deficiencias de la población y nos tratan “cual limosneros”.

El mundo entero, nuestro país, el estado y los municipios enfrentan condiciones verdaderamente difíciles por las consecuencias derivadas de una pandemia del coronavirus; que empezó con una cuarentena que debió concluir en el mes de abril pero que pareciera se quedará por mucho tiempo más para evitar enfermarnos.

Toda clase de actividades siguen restringidas y la economía familiar toca fondo; sin embargo y de manera irresponsable, el Instituto Morelense de Procedimiento Electorales y Participación Ciudadana (IMPEPAC) y el Instituto Nacional Electoral (INE) han validado la conformación de ocho nuevos partidos políticos que participarán en las elecciones intermedias del año entrante, más los nacionales que se sumen.

Es sumamente preocupante lo que pasa, porque lo que se necesita y con urgencia en éste momento es buscar formas y estrategias para generar ahorros, estirar el gasto y eficientar la aplicación de los dineros adquiridos a través del pago de impuestos de la sociedad y aplicarlos a programas que en verdad apoyen la reactivación económica.

Usted y yo sabemos que los partidos funcionan a partir de recursos proporcionados por las autoridades respectivas mediante las famosas prerrogativas, dinero aportado por el contribuyente, o sea usted y yo, todos los que pagamos directa o indirectamente impuestos.

Y por eso nos parece realmente inaceptable que se le esté dando entrada a ocho organizaciones políticas más en Morelos, entre ellas: Morelos Prospera, Movimiento Alternativa Social, Renovación Política Municipal, Podemos Construir, Más Apoyo Social y Bienestar Ciudadano, al menos. Aunque hay unos que no obtuvieron aprobación que ya amenazaron con impugnar.

¿Para qué queremos tantos partidos cuando bastaría con sólo tres, es decir uno de izquierda, uno de centro y otro de derecha, como ya lo hemos mencionado antes; que darían cabida a todas las expresiones ideológico-políticas?

Pero como la creación se partidos y de organizaciones políticas se ha convertido en un instrumento fácil de alcanzar que a su vez sirve para obtener dinero, pues aventureros que no son capaces de generar economía familiar propia con base en el verdadero esfuerzo y trabajo; pues hacen su lucha cada cuanto, lo perverso es que las instituciones electorales y las leyes laxas lo permitan.

¿Imagina usted cuánto nos costarán esas ocho agrupaciones a los morelenses y en éstos tiempos, cuando lo que urge es invertir en acciones que nos beneficien y apoyen la generación de empleos, de ingresos de toda naturaleza? Aunque digan que la misma bolsa se reparte entre más, porque algunos que con triquiñuelas logran pasar el registro, con los mismos de siempre, se quedan a veces hasta tres años cuando en la elección siguiente vuelven a perder el registro.

Por todo eso sostenemos que las autoridades siguen golpeando de manera inmisericorde a los gobernados; cuando hay un clamor popular porque se deje de subsidiar a los partidos y que desaparezcan las diputaciones y senadurías plurinominales que no representan a nadie; eso llevaría a no gastar algunos miles de millones de pesos anuales que se orientarían a inversión pública.

¿O porqué no emplear la fuerza del partido que controla aún los Congresos de la mayor parte del país en reducir las prerrogativas y aumentar el rigor para acceder y mantener los registros partidistas?

¿Acaso han escuchado esa sugerencia largamente expresada por la mayoría de los electores y ciudadanos en el estado y en el país? pues no, simplemente la han ignorado, porque representa afectar el interés de esas élites políticas que se amafian entre sí en los congresos, para rechazar cualquier reforma que no les beneficie. Son sanguijuelas que actúan sin miramientos ni compasión.

ERA CUADRO DE MANLIO FABIO

*»Es un infiltrado del PRI»

Después de que el diputado federal y líder estatal del Partido Encuentro Social (PES) señalara que la representación del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) en el Congreso pretendía «comprar legisladores» de su partido; su homólogo en la cámara baja, Gerardo Fernández Noroña le puso una arrastrada, y lo menos que le dice es que es un oportunista o «infiltrado del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en la 4T.

En verdad lo acaba humillando, le exige que diga quiénes son los que ofrecieron dinero por algunos integrantes de su bancada, y recuerda que el que se trajo una diputada priista fue él, pero porque se casó con ella y por eso se dio la transferencia.

«Jorge Argüelles es falso, nadie lo bloqueó y menos yo», refiere el legislador petista y se quejó de que el representante morelense ha lanzado mentiras diciendo que los estábamos intentando sobornar para que se pasaran de nuestro lado. Se hace el pendejo, quiere pasarse de listo y no lo voy a permitir», esto indica que puede estar preparando su regreso al tricolor, de donde llegó; porque hace tarea sucia a favor del otrora partido en el poder.

De acuerdo con Fernández Noroña lo que se pretende es que el PRI encabece la mesa directiva de la cámara, y afirma que con la finalidad de descarrilar el proyecto del presidente Andrés Manuel López Obrador, el pesista ofrecerle condiciones favorables al tricolor para las elecciones del 2021.

«Hace una tarea miserable, es un traidor y me quiere apuñalar, con sus políticas de intriga, es un aprendiz de brujo» insiste Fernández Noroña, quien muestra a un Jorge Argüelles como un individuo nada confiable, traidor al bloque de López Obrador.

Y en efecto, como dice Noroña, Argüelles debe demostrar lo que dijo porque se trata de una irregularidad, y lo llama «cobarde, intrigante”, y le recuerda que lo que dijo es un delito grave.

El sujeto, en efecto, no genera confianza alguna; anda acelerado buscando ser candidato a la presidencia municipal de Cuernavaca, pero aquí no tiene nada que hacer porque no tiene arraigo en la capital, independientemente de sus antecedentes poco claros.

Y miren con quién se fue a meter, con uno de los legisladores más bravos de la alianza con Morena, que cuando alguien se le para enfrente no le da la vuelta y por eso es una figura que siempre aparece en toda clase de comentarios y críticas, porque es entrón.

La realidad es que le han dado una exhibida como poco se había visto antes a este personaje que se subió a la 4T, y parece que lo muestra tal como es; un hombre sin seriedad, honor, ni palabra, que lo único que busca es jalar reflectores y hacerse notar, precisamente por sus ambiciones político-electorales. Sin embargo, como dice el dicho «le salió el tiro por la culata».

Con este tipo de cuadros el Partido Encuentro Social (que sólo conservó el registro en Morelos y otra localidad por su alianza), está francamente perdido; porque es un personaje sin compromiso con los capitalinos en Morelos, no obstante creemos que después de esto si tiene vergüenza debería guardar silencio, es lo menos que puede hacer.

¿Y LA IDEOLOGÍA Y EL PROYECTO DE PARTIDO?

*PRI, PAN, PRD ¿hacia una alianza?

En una acción desesperada por recuperar espacios político-electorales; algunos partidos vienen trabajando en la búsqueda de acuerdos para ir de manera conjunta o en bloque a las elecciones intermedias del próximo año.

Consideran que sería la única forma de tener alguna posibilidad de recuperar alcaldías, diputaciones federales y locales. De esa manera piensan en ser competitivos en la justa presidencial del 2024.

Nos referimos al Partido Revolucionario Institucional (PRI), Acción Nacional (PAN) y  el de la Revolución  Democrática (PRD); que tuvieron sus momentos de gloria pero que por el abuso de las autoridades surgidas de esas siglas y la traición a los compromisos con el pueblo, debieron pagar la factura en las urnas.

Pero con eso, si es que se llegaran a consolidar esos acuerdos, se estaría evidenciando la ausencia de ideología y de proyecto, mostrando la falsedad de sus ofertas; porque no podemos concebir que la derecha del panismo, el centro del priismo y la supuesta izquierda del perredismo; “coman en el mismo plato” cuando sus proyectos de nación son literalmente antagónicos.

¿Entonces, sólo van por los intereses de grupo y de partido en la conquista del poder por el poder mismo? intentando quitarle el control de las cámaras al partido en la presidencia de la República, el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

Cuando observamos éste tipo de alianzas es cuando reiteramos que muchos institutos políticos realmente no tienen razón de ser, se saben tan débiles, que reconocen que sin el acompañamiento de otra fuerza electoral no ganarían ni una regiduría y, de ser así ¿para qué los queremos?

Si hubiera por lo menos un poquito de decencia y lealtad con la ciudadanía ya habrían trabajado sobre un plan y proyecto que llevara a la eliminación de aquellas siglas partidistas que lo único que dan es vergüenza, y obligar al aglutinamiento de todas aquellas que dicen comulgar con una misma ideología en un sólo partido y desaparecer aquellas agrupaciones que ni si quiera la tienen, porque sólo aprovechan las coyunturas para vender un voto o unos cuántos que hacen “bisagra” en el Congreso.

Es decir, uno de izquierda, uno de centro y otro de derecha; de esa forma incluso se reduciría el gasto a nivel de prerrogativas partidistas y el costo de la política sería mucho menor. Pero, pareciera que vivimos en medio de una farsa y demagogia eterna, que lo único que hace es alimentar la corrupción y el engaño al ciudadano.

En las próximas elecciones, a nivel federal “la cereza en el pastel” es el Congreso de la Unión, los adversarios de éste gobierno necesitan quitarle la mayoría de los legisladores al bloque de Morena y de esa manera mejorar sus expectativas hacia la justa presidencial del 2024. Si no lo logran, sería casi imposible que eviten la continuidad del obradorismo por un sexenio más.

No obstante; nos parece una absoluta incongruencia y contradicción, que izquierdosos; derechosos y del centro pelen del mismo lado; cuando lo más lógico es que mantengan posiciones contrarias. Pero los valores, la ética y la honestidad de la mayoría de quienes viven del presupuesto público se fue perdiendo hasta llegar a dichos extremos.

AL AMPARO DEL DESASTRE

*Reelección de legisladores

Diputados federales, aprovechando la distracción y confusión social que se vive en México por el coronavirus, aprobaron “vía rápida” las reglas para tener la posibilidad de reelección en sus respectivas representaciones, sin dejar su curul, tanto para diputados como senadores.

Los senadores lo podrán hacer por dos periodos más, y los de la cámara baja hasta por cuatro.

Es decir, tomando en cuenta el año de su llegada al Senado o a la Cámara de Diputados, si logran reelegirse los primeros podrían permanecer 18 años (tres legislaturas de seis cada una) y los diputados 15 años, cinco periodos de tres. ¿Cómo la ve?

Y, ¿para tal efecto se hizo alguna consulta ciudadana?

No que se conozca; o sea, la decisión fue vertical y unilateral. Por encima de la opinión de un pueblo que es cada vez más ignorado por los políticos, que buscan perpetuarse en el ejercicio del poder en México.

En lo que se refiere a Morelos ya diputados locales y alcaldes pueden reelegirse desde la elección anterior; aunque sólo unos cuantos presidentes municipales lo lograron en la elección pasada y legisladores ninguno.

Aquí, lo que tendría que valorarse es el trabajo que a favor de los mexicanos han desarrollado esos políticos, la mayoría de ellos sin experiencia ni formación.

Esperemos que el pueblo siga diferenciando su voto en cuanto se presenten estas posibilidades para los legisladores federales, porque pusieron las reglas tan a su favor que podrán reelegirse aunque su partido haya perdido el registro o hasta por un partido diferente para el mismo distrito.

Estas reformas a las leyes que rigen al INE deberán pasar por el Senado, pero hasta el momento fueron votadas sin pasar a comisiones de revisión.

Y, seguramente sin mucho esfuerzo, concluiremos que son una carga para el pueblo… veamos en qué condiciones está el país.

Por el contrario, son los responsables del saqueo a la nación, de los asesinatos sin límites -incluyendo los homicidios-, de la pobreza extrema en la que vive casi la mitad de los mexicanos y lo que usted guste agregar.

¿Por qué afirmamos esto? porque ellos son los que finalmente distribuyen los recursos públicos y tendrían la facultad para revisar lo que se hace, auditar, remover en muchos casos y cuestionar lo que se hace mal.

Con todo lo anterior, ¿en verdad merecen «representarnos» tantos años?

Además, ¿es que no hay más políticos o ciudadanos con derecho a buscar esas posiciones y tienen que ser los mismos por tanto tiempo?

No cabe duda de que seguimos siendo objeto de abuso de esa sarta de vividores, que a costa de nuestro dinero gozan de privilegios, prebendas y lujos que nosotros no alcanzaremos jamás, aún trabajando arduamente toda la vida.

Claro, de nosotros mismos depende que se reelijan pero, hay tantas maneras ilegales para hacerlo, que muchos sátrapas sí podrían lograrlo.

Nos distraen con cualquier cosa para hacer de las suyas, porque estamos tan divididos que no oponemos resistencia. Así es México.

INSISTEN EN PRIVILEGIOS

No cabe duda que los vividores del presupuesto, es decir los políticos que no tienen valores ni compromiso con la sociedad, siguen aferrados a privilegios; componendas y todo aquello que les deje dinero no devengado.

El diputado federal Jorge Argüelles hacía referencia al tema; mencionando que Morena y sus aliados en el Congreso de la Unión seguirán presionando para reducir prerrogativas a los partidos políticos en un 50 por ciento.

Sin rubor alguno, los legisladores del PRI, PRD, PAN y algunos de sus aliados como el PT y el PVEM; rechazaron la propuesta enviada por el presidente, y se negaron a tal decisión.

¿En manos de quiénes estamos? sujetos que no generan riqueza pero que se la gastan, y acumulan a manos llenas mientras los empresarios, obreros, comerciantes, campesinos -que son los que mantienen a flote al país, viven en el estrés económico.

El legislador por Morelos manifestó que se seguirá intentando lograr que pase esa propuesta; no obstante que causa impotencia popular advertir que seguimos en manos de puro “politiquillo malandro”, que en el ejercicio del poder traicionan al pueblo sin el menor remordimiento.

RECHAZAN DIPUTADOS REDUCIR SU GASTO

*No hubo regalo de Navidad para mexicanos

La mayoría de los diputados de los partidos PAN, PRI, PRD, PT, MC y otros con menos participación en la Cámara baja rechazaron ayer disminuir un 50% los recursos que se otorgan a los partidos políticos como prerrogativas anualmente, por lo que más de 5 mil 239 millones de pesos del Presupuesto 2020 se mantendrá etiquetados para ellos.

Sólo algunos de los legisladores de Morena y el PES sumaron 274 votos a favor de la propuesta de reducción; frente a 207 en contra de PAN, PRI, PRD, PVEM, PT y MC, lo que no alcanzó la mayoría calificada (320 votos) que se requiere para cambiar el artículo 41 de la Constitución donde se encuentra la fórmula para la asignación de dinero público a los partidos políticos.

Con argumentos que se centraron en las afirmaciones de que Morena pretende debilitar el sistema de partidos de México, los legisladores justificaron su voto, como la priista Dulce María Sauri que participó en tribuna para exponer la postura de su partido por el no.

Sauri Riancho afirmó que “Morena pretende hacer de su movimiento nacional un partido con padrón de militantes y estructura orgánica, pero que ha tropezado con la realidad de las dificultades para configurar una fuerza política estable que cumpla con la legislación político electoral”, insistió.

Una iniciativa de este tipo significaría dar el primer paso para “morenizar” el sistema de partidos en el país. Si Morena no puede cumplir la norma y transformarse, entonces quiere volver movimiento a los otros”.

Por su parte el PT, uno de los principales aliados de Morena para alcanzar el gobierno de la Cuarta Transformación, refrendó su respaldo al presidente Andrés Manuel López Obrador, pero expuso en voz de Gerardo Fernández Noroña que sería una necedad mermar el financiamiento de los partidos.

En una discusión que se limitó a una ronda de oradores a favor y en contra, Tatiana Clouthier resaltó que el sistema de partidos perdió legitimidad por la desconexión con la realidad de miles de mexicanos y dijo que disminuir la carga económica de los partidos al erario sería un regalo de Navidad para la ciudadanía.

AVALAN AL PAN CON MARCO ADAME

Los integrantes de la Cámara de Diputados aprobaron ayer por la tarde noche, después de tres intentos, la propuesta de fórmula que presentó la fracción del Partido Acción Nacional (PAN) para presidir la Mesa Directiva, encabezada por la legisladora federal Laura Rojas y como vicepresidente el ex gobernador Marco Antonio Adame Castillo.

El legislador, quien fungió como gobernador de Morelos del 2006 al 2012 siempre ha ocupado un lugar destacado o en primera línea de representación del panismo, desde que a finales de los 80´s incursionó como consejero ciudadano primero local y luego nacional del entonces Instituto Federal de Electores (IFE) postulado por el blanquiazul.

Adame Castillo fue el último gobernador, en los últimos 25 años, que no ha enfrentado un juicio político en la entidad; luego de la alternancia de partidos que ha vivido Morelos, donde los representantes en el gobierno por parte del PRI, PAN y recientemente el PRD han tenido que defenderse de la promoción de denuncias y solicitudes formales de juicio político por diversas conductas que van desde peculado, malversación de recursos, encubrimiento de delitos y funcionarios que los cometieron, hasta omisión de funciones.

De manera reciente el panista ex gobernador de Morelos sufrió el secuestro y posterior asesinato de uno de sus hermanos, además de que en algún momento hubo señalamientos por la relación de otro hermano con la delincuencia que no se confirmaron.