REFORMA ELECTORAL

*¿En beneficio de quién?

La ínfima productividad de la actual Legislatura local, integrada por 20 diputados, es una clara muestra de la nula utilidad que el Poder Legislativo ofrece a sus representados; los morelenses, a cambio de un presupuesto que anda en torno de los 500 millones de pesos anuales.

Son muy pocos los integrantes de ese «cuerpo colegiado» que muestran algo de interés o desempeño legislativo para justificar el cobro de sus ingresos; la absoluta mayoría es sólo una pesada carga económica para la sociedad y más en éstos momentos de crisis, criminalidad y pandemia que padece la entidad.

Nos referimos al tema porque quizás aprovechándose del encierro de la gente nuestros “flamantes representantes populares» aprobaron una reforma electoral a espaldas del pueblo, y contrariamente a lo que se esperaba; en lugar de reducir su número volvieron a incrementarlo en cuatro curules. Es decir, ahora serán 24, en lugar de los actuales 20.

¿Cuál fue su excusa? pues que para darle representación a los nuevos ayuntamientos, argumento francamente inaceptable, porque ya sabemos que en la práctica casi ninguno opera en función de los intereses de quienes los llevaron a tan privilegiado espacio laboral.

¿Y a quién consultaron para agregar esos cuatro diputados más, y reformar incluso la vida interna de la Legislatura? que sepamos, a nadie, y mire que desde hace años la posición mayoritaria del electorado es reducir el número de legisladores y, sobre todo, eliminar a los dichosos plurinominales que sirven para maldita la cosa, ya que no surgen del voto popular.

Así como están integrados hoy son 12 diputados de elección directa y seis de representación proporcional, y en congruencia con el momento que vivimos y la austeridad decretada por el presidente de la República, debieron reducirse a los 12 de mayoría y punto.

Qué lamentable que, en cuanto a rentabilidad, la mayoría de ellos sea casi un cero a la izquierda; en algunos casos por desconocimiento y falta de preparación alguna, pero para hacer negocios y buscar beneficios sí están muy abusados.

Incluso hay otro aspecto de la reforma que va en contra de la misma Constitución General de la República y de la legalidad; que ahora para aprobar temas relevantes, que requerían de las dos terceras partes de la asamblea, lo que se llamaba mayoría absoluta, con los cambios sólo se necesitará el 50 por ciento más uno de los votos.

Terrible lo que hicieron, no consultaron a nadie cuando había asuntos delicados como los antes referidos y se condujeron en lo oscurito, a sabiendas de que como la mayoría ciudadana está en casa muy preocupada por la situación económica, no puede haber protestas ni manifestaciones.

Pero ya veremos, porque también puede haber promoción de recursos legales de organizaciones sociales o de abogados que en lo individual se puedan ver agredidos sus intereses con la decisión tomada y que se puedan promover recursos, o incluso controversias  de otros poderes del Estado.

APRUEBAN PARIDAD Y AUMENTO DE CURULES

Con el voto a favor de Morena, PT y PES, fue aprobada la madrugada de este miércoles una reforma electoral en Morelos; que aumenta nuevamente el número de curules de 12 a 16 los distritos de mayoría y otorga paridad plena en todos los espacios de representación popular o cargos públicos del gobierno del estado.

Aunque en lo fundamental las modificaciones constituyen una armonización con las leyes federales, los legisladores locales aprovecharon el cumplimiento de esa disposición para hacer algunos cambios por mayoría de votos, con la opinión en contra de varios partidos políticos como el PAN y el PRD, que consideraron que existen otros asuntos legislativos que requieren de atención como la modificación del Presupuesto de Egresos, a fin de hacer aprovisionamientos para apoyar a sectores afectados por la contingencia sanitaria.

La reforma política y electoral aprobada prácticamente por la madrugada, garantiza paridad entre hombres y mujeres en candidaturas, la conformación de la legislatura local y los ayuntamientos; además de que enuncia las conductas de violencia política de género, establece lineamientos para la inclusión indígena y la gobernabilidad del estado.

El diputado del Partido Encuentro Social, Marcos Zapotitla Becerro, sostuvo que con la aprobación de esta reforma electoral la LIV Legislatura “le ha cumplido a las mujeres de Morelos”, aunque consideró que la lucha a favor de sus derechos tendrá que continuar para hacer que se cumpla cabalmente.

Agregó que las y los diputados refrendaron su compromiso “con la paridad de género, con la igualdad de derechos entre mujeres y hombres, pero sobre todo para demuestra que en Morelos las mujeres tienen voz y fuerza”. Aseguró que con este dictamen también se paga una deuda con los pueblos indígenas, “para que los municipios de reciente creación tengan garantizada su representación y respeto de sus usos y costumbres”.

Al argumentar su voto a favor, la diputada Rosalina Mazari Espín, coordinadora de la Fracción Parlamentaria del Partido Revolucionaria Institucional, aseguró que la iniciativa de armonización sumó todas las acciones que se han venido realizando en Morelos para combatir la violencia política por motivo de género, para garantizar a todas las mujeres el ejercicio pleno de sus derechos político-electorales, y agregó que la aprobación era una prioridad para el partido que representa.

“Consideró que la reforma electoral representa un avance para la vida política y democrática del estado de Morelos”, señaló, e hizo un llamado a las mujeres del estado “para no perder de vista el objetivo de alcanzar una  democracia plena con la participación de las mujeres; bajo el principio de paridad de género, que busca nuestra inclusión segura y efectiva a todos los espacios que represente una toma de decisión”.

La reforma que fue votada en contra por PAN, PRD, MC, Humanista y contempla aumentar el porcentaje de votación para alcanzar el registro y la representación proporcional como partido político de tres a cuatro % de los votos que se emitan en la elección; además de que no contempla un incremento en el presupuesto que se asigne al Poder Legislativo, ni aumentar el número de regidores.

La reforma político electoral y de violencia por condición de género permitirá garantizar la paridad entre hombres y mujeres en Diputaciones, Presidencias Municipales, Sindicaturas y Regidurías e incrementa sólo 4 diputados locales, para “garantizar la atención ciudadana, y hacer eficiente la redistritación”, enfatizaron los promotores de la misma.

Se determina que, los partidos políticos nacionales que habiendo participado en una elección anterior obteniendo el umbral de votación en el estado y hayan optado por su registro local, no serán considerados de nueva creación, respetándose su antigüedad y pudiendo fusionarse o incorporarse con uno o más partidos locales o nacionales; aunque sí establece restricción para los partidos de nueva creación, los cuales no podrán fusionarse o incorporarse a ningún otro, sino hasta después de la primera elección en la que participen.